??????????

En pleno Parque Natural de la Sierra Norte La Huerce forma parte de los pueblos negros de Guadalajara. Desde su término se observan unas de las mejores vistas del Pico Ocejón, emblema de la provincia. El pueblo está rodeado de innumerables regueras y arroyos que mantienen el entorno húmedo y verde. Muy cerca se levantan bosques de encinas, robles, pino negro y estepa.

El tono negro de sus casas construidas con pizarra, piedra y madera, las temperaturas frescas durante todo el año –no suelen superarse los 25º- y su entorno único convierten La Huerce en un reducto de paz y tranquilidad.

Además de sus construcciones típicas de la arquitectura negra, hay que destacar su iglesia parroquial del siglo XVI con una cruz procesionaria y algunos molinos de agua que aún se mantienen en pie.